¿Qué es el F-Commerce?

Como ya sabréis, la red social Facebook nos tiene acostumbrados a cambios y actualizaciones constantes y esto la verdad, ¡es de agradecer! Una de sus últimas novedades implementadas fue, entre otras muchas, la inclusión de “llamadas a la acción” a través de sus páginas de Facebook, para incitar a un comportamiento determinado en el usuario que derivase en una nueva conversión.
Llamada a la acción en una página de Facebook
Hace algún tiempo anunció una nueva funcionalidad, una de las más sonadas del gran gigante social: la posibilidad de integrar una tienda online dentro de las páginas de Facebook. La unión entre el Social Commerce y el E-commerce dio como resultado un nuevo modelo de negocio en el mercado, el F-commerce. ¿Habías escuchado hablar de él? Este término hace referencia al comercio electrónico dentro de la red social.

Mediante esta aplicación podrás mostrar los productos de tu comercio electrónico en la página de Facebook. El usuario podrá acceder al catálogo de artículos y si alguno de ellos le interesa, hará clic sobre él. Automáticamente será redireccionado a tu tienda online, dónde tendrá que finalizar la compra.

Principales ventajas del F-commerce

Comercio electrónico y FacebookLa gran red social de Mark Zuckerberg sigue innovando para ofrecer un servicio adaptado al usuario y orientado a las tendencias de consumo actuales. Esta nueva aventura de Facebook generó en su momento muchos comentarios. Mientras unos opinaban que era una buena opción para llegar al consumidor final, por su velocidad e inmediatez, otros veían esta red social como una mera herramienta de entretenimiento en la que los usuarios no dedican su tiempo a comprar. Pero lo cierto es que las ventajas que nos ofrece son muchas:

Llegar a un público más amplio

Es realmente imprescindible trazar e implementar una estrategia en redes sociales que tenga como uno de los principales objetivos la creación de contenido, ya sea mediante vídeo, imágenes o texto. Si lo que dice nuestra marca es interesante, los usuarios compartirán el contenido, lo difundirán y lo comentarán. De esta manera las posibilidades de que el contenido se vuelva viral aumentarán y con ella las probabilidades de que alguien termine haciendo clic sobre nuestra tienda online.

Se facilita el proceso de compra

Con el comercio electrónico en Facebook le facilitaremos el trabajo al usuario. Si le interesan los productos que vendes en tu tienda online, echará un vistazo a tu catálogo y si alguno le convence, accionará el botón de “comprar” y adquirirá el producto. El proceso de compra se simplifica para hacerle más fácil la tarea al usuario, consiguiendo así que el porcentaje de conversiones aumente.

Imagen de marca

Estando en una red social en la que se mueven tantos usuarios tienes mayores posibilidades de que tu tienda y tus productos sean conocidos. Si no descuidas tu estrategia en redes sociales y la trabajas a diario, lo más probable es que la gente termine reconociendo tu marca y hablando de ella. No olvides que Facebook es la red social en la que más tiempo pasamos, ya sea compartiendo, generando o consumiendo contenido. ¡Aprovéchalo!

Fácil de utilizar

El servicio que pone a tu alcance la red social es muy sencillo de usar. Puedes insertar tu tienda online mediante una aplicación o mediante una plataforma de e-commerce. No necesitamos ser expertos informáticos para entender cómo funciona. Además, su implementación no conlleva un proceso complejo, cualquiera con conocimientos medios sobre el tema podrá hacer uso de este servicio en su página de Facebook.

Aporta confianza

Facebook es una red social muy utilizada por la que se mueven millones de usuarios. Su alto grado de reconocimiento y su gran alcance global generan una confianza en el público que será transmitida, de manera indirecta, a tus productos. De esta manera tendrás mayor facilidad para vender tus artículos y conseguirás, por tanto, un mayor número de compras y conversiones.

Tipos de F-Commerce

Podemos diferenciar entre dos tipos de F-Commerce. Dependiendo de tu estrategia de marketing y los objetivos que desees alcanzar, deberás optar por un camino u otro.

1. Iniciar la compra desde Facebook y terminarla en la página web de la marca

Si quieres utilizar la red social como un medio más para atraer público a tu web, este modelo de F-Commerce es ideal para ti. Los usuarios comenzarán la compra en Facebook, movidos por el interés en alguno de tus productos, y la terminarán en la página web de tu tienda online.
Tienda online en Facebook realizada por OptimizedStores

2. Iniciar y terminar la compra desde la página de Facebook

Si aún quieres ponérselo más fácil a los clientes, este tipo de comercio electrónico en Facebook te encantará. El usuario iniciará y finalizará la compra sin la necesidad de salir de la página de Facebook.

El auge del Social Commerce

El F-commerce nace de la combinación del e-commerce y Facebook. Esta fusión de conceptos da lugar al novedoso Social Commerce, pero ¿qué es realmente esto? El Social Commerce es un modelo de negocio que permite realizar compras a través de las diferentes redes sociales. Son muchas las empresas que se decantan por ofrecer este tipo de servicios. Las tiendas online han visto una posibilidad de ventas mayor, al poder llegar al usuario final con mayor facilidad. ¿Por qué? Porque ahora ya no hará falta que éste entre a la web para conocer tus productos. El usuario podrá consultar la oferta de artículos disponibles desde la página de Facebook de la marca sin necesidad de navegar hasta la web y en consecuencia, perder el tiempo que todo esto conlleva.

El consumidor actual: la era de la impaciencia

Los cambios siempre son buenos y debes saber adaptarte. Las nuevas tendencias, relacionadas con la forma de consumir de los usuarios y publicadas por recientes estudios, denotan una clara necesidad por lo inmediato. Nos encontramos en la era de la impaciencia en la que nuestra capacidad para esperar es cada vez menor. El trabajo, la familia y el ocio tienen completamente ocupados a los usuarios de hoy en día, y en ese trayecto de tren, en el que van de casa al trabajo, no quieren andarse con rodeos a la hora de hacer una compra. Se tratan de usuarios más exigentes a los que les gusta que se lo pongan fácil.
La evolución del comercio electrónico

Otros ejemplos de Social Commerce

Otras redes sociales no han querido quedarse atrás. Twitter introdujo en septiembre del año pasado una nueva funcionalidad en sus tuits: la opción de poder incluir el botón “comprar ahora”. Esto permite a las marcas que sus usuarios realicen compras desde Twitter sin necesidad de salir de allí. El proceso de inicio y finalización de compra tendría lugar dentro de la red social.

Como ves, todos nos vamos adaptando a los cambios. Y tú, ¿a qué esperas?

Contenidos
Autor: Contenidos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *