Consultor SEO Internacional

Cursé mis estudios en Francia y en España. Tengo una licenciatura en traducción e interpretación, un Máster en traducción institucional, ambos títulos por la Universidad de Alicante, y soy traductor jurado de francés. Sigo aprendiendo cada día a través de mi trabajo y de cursos de formación muy diversos para ampliar mis campos de conocimiento y por interés personal. He vivido en Irlanda durante 6 años y ahora vivo en España desde hace más de 10 años pero siempre estoy en contacto con la cultura y la lengua francesa por medio de cursos de formación en línea y viajes frecuentes a Francia. Soy traductor autónomo desde hace 7 años y trabajo en varios campos de especialidad tales como la traducción jurídica, la traducción de textos turísticos y la traducción de páginas web. En Abril de 2014, empecé a trabajar para Human Level Communications como consultor SEO externo en lengua francesa y traductor. Me encargo de llevar a cabo las tareas de SEO de las páginas Web en francés gracias a los consejos y las indicaciones del equipo de Human Level Communications. También realizo la traducción del contenido de páginas Web cuando es necesario. Me encanta esa nueva actividad ya que aprendo cosas nuevas y trabajo en equipo de vez en cuando, lo que echo en falta en mi trabajo como traductor autónomo.

En lo personal

Durante mi escaso tiempo libre, intento tomarme chupitos de las múltiples aficiones que tengo. Me encanta el deporte y lo necesito para contrarrestar la inactividad física de las horas que paso delante del ordenador trabajando. Suelo practicar regularmente judo, bici y cuando puedo esquí, vela y natación. Me gusta viajar, voy a menudo a Francia y de vez en cuando a Irlanda, país que se ha quedado con un trocito de mí. De momento, no he encontrado más tiempo para ir más lejos pero me encantaría cruzar Estados Unidos en moto, descubrir algunos rincones de África o viajar hasta Nueva-Zelanda. También me gusta tocar la guitarra y la percusión y a pesar de que me falta tiempo para hacerlo en su debida forma creo que algún día conseguiré ser músico. Y cuando necesito un momento de descanso y tranquilidad, me ocupo de mis bonsáis. De momento son jovencitos pero llegará el día en que serán árboles majestuosos en miniatura. El mar, la montaña, la naturaleza… todos los parajes tienen sus encantos y lo aprovecho al máximo siempre que puedo.