En el entorno digital este término suele utilizarse a menudo para referirse a todas aquellas acciones que un usuario lleva a cabo en un determinado sitio web. Por tanto, podemos definir este término como aquellos pasos que da el usuario en un sitio web específico y que generan valor a la empresa.

Estas acciones deben estar definidas en toda estrategia de marketing de cualquier empresa. Es primordial conocer aquello que nos va a permitir lograr los objetivos que nos hemos marcado desde el principio. Será el responsable de marketing el encargado de definirla y supervisarla.

Una conversión es toda aquella acción llevada a cabo por un usuario en nuestro sitio web que genera beneficios y valor a nuestro negocio

Aunque este concepto está ligado a los proyectos de carácter online, tanto si nos referimos al terreno digital como al convencional, la primera tarea que debemos llevar siempre a cabo es fijarnos unos objetivos. Sin ellos no podremos medir el resultado de nuestras acciones y por tanto, tampoco conoceremos si aquello que hemos estado realizando hasta el momento está funcionando como esperábamos o no. Tener una meta o una intención clara nos permite mejorar para poder ofrecerles lo mejor a los clientes.

Para que nuestro propósito se ejecute con éxito, el usuario deberá efectuar una acción determinada en nuestro comercio o negocio. Por ejemplo, en una página de psicólogos, el fin principal que se puede perseguir es que se inscriban en el formulario de contacto el mayor número de personas posible, mientras que en una tienda de cosmética el objetivo clave puede que sea conseguir aumentar las ventas o llegar, al menos, a un número mínimo de compras diarias o mensuales.

Gráfico que explica el proceso de conversión en un negocio de carácter online

Dependiendo de la actividad y naturaleza del negocio, la estrategia variará de uno a otro. Una conversión implica un amplio rango de posibilidades que van desde descargarse un archivo, hasta comprar un producto, registrarse, seguir una página, llamar a un número de teléfono o solicitar información sobre un servicio, entre otros.

Medición y seguimiento de las conversiones

Medir resultados para mejorar las conversiones de nuestro negocioDe cara a mejorar la tasa de conversión de nuestro negocio, es clave realizar la medición y seguimiento de éstas, lo cual nos permitirá optimizar las conversiones. Para poder controlar la evolución de las acciones, deberemos definir los objetivos en Google Analytics. Esta herramienta nos ofrecerá datos clave sobre descargas, ventas o cualquier otra acción que se produzca en nuestro negocio y sea valiosa para éste. Las métricas extraídas nos permitirán extraer conclusiones para poder desarrollar mejoras de cara a aumentar las conversiones de la empresa.

Para poder definir los objetivos deberemos acceder al área de administrador de nuestra cuenta de Analytics y hacer clic en el apartado “Objetivos” que encontraremos en la columna “Ver”.

Cómo definir objetivos en Google Analytics

A continuación aparecerá una nueva pantalla en la que deberemos definir los objetivos de nuestro negocio, es decir, aquellas acciones que deberán realizar los usuarios y que darán valor a nuestra empresa:

configurar conversiones en google analytics

Una vez definidos los objetivos, podremos observar su evolución accediendo a ellos desde la columna izquierda que encontraremos en la sección “Informes”.

Cómo ver la evolución de los objetivos en Analytics

En esta fase de medición de resultados, los embudos de conversión de objetivos de Google Analytics muestran información muy valiosa sobre el comportamiento que adopta el usuario en nuestra página. Este indicador, siempre y cuando lo hayamos configurado anteriormente, nos permitirá conocer en qué paso del proceso de conversión se quedan los usuarios que no llegan al paso final de la fase que hemos definido.

También es interesante que configuremos el comercio electrónico, ya que podremos acceder a información relevante sobre las conversiones, transacciones, valor medio del pedido, etc. Para poder llevar a cabo la configuración de este indicador deberemos acceder a la sección “Configuración de comercio electrónico” de la columna “Ver” y habilitar el comercio electrónico para que se active el seguimiento.

Cómo configurar el comercio electrónico en Analytics

Todo lo mencionado anteriormente nos permite mejorar, ya que podremos detectar errores que anteriormente no nos habíamos planteado y que nos pueden estar haciendo perder una gran cantidad de conversiones en nuestro sitio web.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo!